¿Por qué las altas temperaturas son perjudiciales para tu piscina?

¿Por qué las altas temperaturas son perjudiciales para tu piscina?

Los últimos veranos hemos sufrido unas temperaturas extremas. Por suerte, podíamos refrescarnos en nuestra piscina. Una vez más se demuestra que merece la pena cuidarla con cariño durante todo el año, para disfrutarla los meses más calurosos del calendario. Pero, ¿sabías que las altas temperaturas afectan al agua de nuestra piscina?

A continuación, vamos a explicarte cuáles son los inconvenientes del calor en tu piscina, y cómo puedes minimizarlos, o ¿Acaso tu piscina no se merece que la cuides mucho más en verano?

Las altas temperaturas consiguen que los productos que utilizamos para su limpieza y mantenimiento sean más vulnerables, y aunque funcionen correctamente, lo hacen durante menos tiempo. Por esta razón, debemos aplicar una cantidad mayor de desinfectante, y debemos hacerlo el doble de veces. Recuerda que si no lo haces correctamente, el agua tardará muy poco en ponerse verde.

Cuando veas que ha desaparecido una gran cantidad de agua en tu piscina, no te asustes, no es una fuga, el agua se evapora con mucha facilidad durante la época estival debido al calor. Tendrás que estar atento y rellenarla cuando sea necesario. Pero el incremento en el gasto del agua, no será el único. Es recomendable aumentar el tiempo de filtración en verano, debido a las largas y duras horas de sol. Por lo tanto, el motor de la depuradora trabajará durante más horas. Como consecuencia, aumentará considerablemente el consumo eléctrico que genera nuestra piscina, en comparación con el resto del año.

¡Seguimos con las malas noticias! El motor de la depuradora, tiene que resistir unas temperaturas muy elevadas, además trabaja durante más horas al día, por lo tanto, es más susceptible de dar problemas. Es recomendable que reviséis el motor diariamente, porque si se rompe, el agua de tu piscina sólo tardará dos días en ponerse turbia.

RENOLIT-ALKORPLAN-Mantenimiento-Piscina-Liner-3-1024x682

Las altas temperaturas, alteran los parámetros del agua, como el PH. Si nuestra piscina no presenta un PH (nivel de alcalinidad del agua) entre 7 y 7,7, tendremos un grave problema. Porque si el PH no está dentro de este rango, los productos que arrojemos en nuestra piscina, no actuarán adecuadamente, por ejemplo el cloro. Debemos tomar medidas para controlar y regular el PH, porque si no tenemos en cuenta este factor, facilitaremos la aparición de bacterias, hongos y algas.

Por suerte, ¡hay una gran solución!

Una buena cubierta o cerramiento puede liberarte de todos estos problemas, porque conseguirá proteger a tu piscina de las altas temperaturas.

Si quieres más información puedes contactar con Abrisol llamando al 865 776 039, o escribiendo un correo a info@abrisol.net

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>